UN CASO ÚNICO

Un agujero negro capaz de tragarse la Tierra en décimas de segundo

Descubren un agujero negro capaz de devorar el equivalente a toda la materia de la Tierra. (Foto: Envato)
Descubren un agujero negro capaz de devorar el equivalente a toda la materia de la Tierra. (Foto: Envato)
El nuevo agujero negro descubierto tiene capacidad para destruir cada segundo una parte de materia del tamaño de la Tierra.
Astrónomos australianos han descubierto un nuevo y enorme agujero negro, al que han denominado J1144. Esta región del espacio tiene una masa igual a la de 3.000 millones de soles y tiene la capacidad para devorar por segundo el equivalente a toda la materia de la Tierra. 

En términos absolutos, J1144 es unas 500 veces mayor que Sagitario A*, el agujero negro situado en el centro de la Vía Láctea y cuyo tamaño es cuatro millones de veces más masivo que el Sol.

El equipo internacional dirigido por astrónomos de la Universidad Nacional de Australia (ANU) que lo ha descubierto ha reconocido que "este agujero negro es tan atípico que, si bien nunca debes decir nunca, no creo que encontremos otro como este. 

Los astrónomos han estado buscando objetos como este durante más de 50 años. Han encontrado miles de objetos más débiles, pero este asombrosamente brillante pasó desapercibido".

"Ahora queremos saber por qué este es diferente: ¿Sucedió algo catastrófico? Tal vez dos grandes galaxias chocaron entre sí, canalizando una gran cantidad de material hacia el agujero negro para alimentarlo", explicaron.

El agujero negro tiene una magnitud visual de 14,5, "una medida de lo brillante que parece un objeto para un observador en la Tierra", lo que significa que puede ser visto con un telescopio desde cualquier parte del mundo. "Las órbitas de los planetas de nuestro Sistema Solar encajarían todas dentro de su horizonte de eventos, el límite del agujero negro del que nada puede escapar", han detallado los expertos. 

El año pasado, un grupo de investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), liderado por la española Almudena Prieto, dieron nuevos datos sobre la forma en la que se alimentaban los agujeros negros.

Los científicos descubrieron unos filamentos de polvo largos y estrechos que envolvían y alimentaban los agujeros negros que se encontraban en el centro de las galaxias. "Podrían ser la causa natural del oscurecimiento del centro de muchas galaxias cuando sus agujeros negros están activos", advirtieron los investigadores.
 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS