CRECIMIENTO SOSTENIBLE

Growth Hacker, el genio del marketing digital más demandado

El growth hacker es un nuevo profesional que se ha posicionado como uno de los más demandados por las start up. (Foto: Kaboompics // Karolina)
El growth hacker es un nuevo profesional que se ha posicionado como uno de los más demandados por las start up. (Foto: Kaboompics // Karolina)
El objetivo de este término, muy de moda actualmente, es el crecimiento de la empresa, aplicando estrategias que combinan creatividad, análisis de datos, digital ads y SEO.
fjrigjwwe9r1_articulos:cuerpo
Growth Hacking o Growth Hacker. Son dos términos que se han puesto muy de moda a nivel global. Se podría traducir como Estrategia de Posicionamiento, y es una de las palabras más utilizadas en el Marketing digital. El Growth Hacking es una disciplina que busca, con el mínimo gasto y esfuerzo posibles, incrementar de forma rápida y notoria el volumen de usuarios, o ingresos, o impactos, de nuestra empresa.

Es decir, hay que tener siempre en cuenta que siempre que se busca el mínimo uso de recursos aunque las técnicas empleadas deberán tener siempre un alto impacto de creatividad. 

El perfil en general va muy en la línea con la que se convirtió en recurrente en el terreno profesional en los últimos tiempos. Se trata de un terreno en el que cada vez se piden más profesional que cuenten con capacidades variadas y que sean capaces de aunar en un único perfil varios terrenos. 

Para ser un buen Growth Hacker debe tener al menos tres características básicas:

En primer lugar, debe tener un perfil analítico, es decir, analiza todo hasta al más mínimo detalle. Es analítico pero inteligente, busca la métrica y el target clave para analizar el éxito. Asimismo, es consciente de que no todo saldrá perfecto desde un primer momento y que probablemente habrá cosas que fallen. 

En segundo lugar, se busca que sea muy creativo. Cabe recordar que el Growth Hacking habla de buscar fórmulas nuevas que hagan crecer, por tanto, si todo el mundo hace lo mismo, nuestra capacidad de crecimiento estará limitada. No siempre se requiere de dinero para hacer marketing. 

En tercer lugar que ser ágil. El Growth Hacker quiere probar las cosas rápido y ver si funcionan. Le gusta analizar pero no le gusta la parálisis por análisis. Analizar lo justo es necesario, perder agilidad en lanzar al mercado por analizar demasiado es tosco e ineficiente. 

Y por último ser curioso, es decir investigar por completo todos los sectores para captar siempre nuevas ideas. 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS