FAMILIA DE CARNÍVOROS

El origen del perro más antiguo de Europa está situado en España

El perro es la primera especie domesticada por los humanos. (Foto: Envato)
El perro es la primera especie domesticada por los humanos. (Foto: Envato)
En 1985, en una excavación dirigida por Jesus Altuna en la cueva de Erralla, se descubrió un húmero casi completo de un cánido, una familia de carnívoros que abarca lobos, perros, zorros y coyotes, entre otros.
El perro es la primera especie domesticada por los humanos, aunque el origen geográfico y temporal de la domesticación del lobo es aún objeto de debate.

En 1985, en una excavación dirigida por Jesus Altuna en la cueva de Erralla (Zestoa, Gipuzkoa, País Vasco), se descubrió un húmero casi completo de un cánido, una familia de carnívoros que abarca lobos, perros, zorros y coyotes, entre otros. En aquel momento era difícil identificar a qué especie de cánido pertenecía.

Ahora, el equipo de Biología Evolutiva Humana de la Universidad del País Vasco, que dirige la profesora Conchi de la Rúa ha realizado un estudio en profundidad del resto óseo. El análisis morfológico, radiométrico y genético realizado ha permitido confirmar la identificación genética de la especie como Canis lupus familiaris (perro doméstico).

La datación directa del húmero mediante carbono 14 analizado por espectrometria de masas con acelerador de partículas le otorga una antigüedad de unos 17.000 años. Esto es, el perro de Erralla vivió en el periodo Magdaleniense del Paleolítico Superior, lo que le sitúa como uno de los perros domésticos más antiguos conocidos hasta el momento en Europa.
 
El perro de Erralla comparte el linaje mitocondrial con los escasos perros magdalenienses analizados hasta ahora. El origen de este linaje se vincula a un periodo de clima frío coincidente con el Último Máximo Glacial, que ocurrió en Europa hace unos 22.000 años.

“Estos resultados plantean la posibilidad de que la domesticación del lobo se produjera antes de lo que se había propuesto hasta ahora, al menos en Europa occidental, donde la interacción de los cazadores-recolectores paleolíticos con especies salvajes, como el lobo, pudo verse potenciada en las áreas de refugio glacial durante este periodo de crisis climática”, explica la directora del grupo de Biología Evolutiva Humana Conchi de la Rúa

El estudio se titula The Domestic dog that lived ~17,000 years ago in the Lower Magdalenian of Erralla site (Basque Country): A Radiometric and Genetic Analysis. Y se ha publicado en la revista académica Journal of Archaeological Science: Reports.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS